viernes, 18 de marzo de 2016

Reseña: LA HISTORIA DE LOS FANTASMAS. 500 AÑOS BUSCANDO PRUEBAS, de Roger Clarke

Título: La historia de los fantasmas. 500 años buscando pruebas
Autor: Roger Clarke
Traducción: Julio Hermoso
Publica: Ediciones Siruela
Páginas: 319
Precio: 22,95 € / 9,99 € (kindle y epub)

¿Existen los fantasmas? ¿Has tenido algún tipo de experiencia inexplicable a lo largo de la vida, algo que te haya hecho pensar que era obra de algún tipo de ente espectral? A pesar de los avances científicos, de todo lo que sabemos hoy en día, ¿por qué sigue el hombre atribuyéndole ciertos actos a estos seres? Si quieres responder a estas preguntas y muchas más, no dejes de leer La historia de los fantasmas. 500 años buscando pruebas, el libro de Roger Clarke publicado por Siruela del que a continuación paso a comentaros.
         La historia de los fantasmas. 500 años buscando pruebas es un meticuloso ensayo que ahonda en el tema de los fantasmas desde los últimos 500 años fundamentalmente en Inglaterra, país de origen del autor.
         Cuanta Roger Clarke en Mis casa encantadas, el primer capítulo de este ensayo sobre fantasmas, cómo llegó de niño a obsesionarse por todo lo que tenía relación con el tema. La verdad es que no es de extrañar: Clarke vivía en una región donde abundaban las casas supuestamente encantadas y las historias de fantasmas llegaban con facilidad a una mente joven ávida de emoción. Tras un breve periodo en el que el autor dejó de interesarse con el tema, volvió a este con fuerzas renovadas y con medios para investigar en profundidad sobre el asunto. El resultado de tantos años de estudio es este interesante libro.
         Como dice el autor en la página treinta de este volumen: “Esta obra versa sobre lo que vemos cuando vemos un fantasma, y sobre las historias al respecto que nos contamos los unos a los otros”. Tras leer esta afirmación, cabe preguntarse qué quiere decir exactamente el autor. ¿Acaso no cree él ya en los fantasmas? ¿Por qué nos hace dudar entonces sobre su existencia? Hay que leer el ensayo completo para entender hasta dónde quiere llegar Clarke.
         El capítulo dos está dedicado a la taxonomía de los fantasmas. Y es que no todos los fantasmas son iguales: los tenemos elementales, los poltergeist, los históricos, los fantasmas de los vivos… Tantos y tantos tipos en los que yo personalmente me había parado a pensar.
         Tampoco la idea de los fantasmas, como afirma el autor, no es la misma ahora que hace un tiempo. Clarke cree que en nuestros días los fantasmas son ya un terreno emocional. Me pregunto qué serán dentro de un siglo, o dentro de dos. Si es que acaso entonces se sigue creyendo en ellos, claro.
         De igual forma, tampoco todos los cazafantasmas son iguales, tal y como nos viene a demostrar en el siguiente capítulo. Centrándose siempre en Inglaterra, Clarke nos presenta a los más famosos del siglo XX. Mi favorito de ellos es Harry Price, por su impostura y su desparpajo ante los medios.
         A lo largo de los siguientes capítulos, Clarke se dedica a desgranar al detalle las historias de varias casas encantadas, como la de Hinton Ampner (puede que esta historia sea la base real de “Otra vuelta de tuerca”, la novela de Henry James) y la de Tedworth House, además de otras. Estas historias nos hablan, fundamentalmente, de casas solariegas habitadas por gente más o menos pudiente en las que los fantasmas empezaron a hacer de las suyas, fundamentalmente moviendo objetos y haciendo mucho ruido. ¿Cómo se lo tomaron los habitantes de estas casas? Tendréis que leer este libro para averiguarlo.
         Especialmente curiosos me han parecido los capítulos que hablan de los fantasmas que aparecen justo antes de morir o en el mismo momento de la muerte, siempre de forma amistosa, y de aquellas apariciones milagrosas en medio de las batallas. Tampoco me ha pasado desapercibido este curioso dato: los fantasmas eran antes cosa de la alta sociedad o de los pobres, mientras que las clases medias permanecían escépticas.
         El autor no se olvida tampoco de hablar de cómo nacen los relatos modernos de fantasmas, de los documentados fraudes relacionados con fantasmas y cómo no, del espiritismo. Estos asuntos dan para numerosas páginas en esta obra.
         Este libro está escrito para los que creen en los fantasmas como seres incorpóreos ya fallecidos o seres de otras dimensiones, pero también para los escépticos. La historia nos habla de las distintas explicaciones para los fantasmas que han dado los científicos. ¿Son un error en la percepción? ¿Acaso proyecciones de la mente de algunos individuos? La verdad, no lo sé. Pero si no solo a lo largo de los últimos quinientos años, sino ya a lo largo de toda la historia (uno de los últimos apartados de este libro nos detalla la cronología de la creencia en los fantasmas desde que se tienen datos de ellos) los seres humanos han tenido experiencias extrañas que no han sabido explicar, ¿por qué no creer que existe algo, aunque no le encontremos explicación?
         La historia de los fantasmas. 500 años buscando pruebas, en definitiva, es un libro muy bien documentado, tremendamente descriptivo y analítico, y con unas magníficas ilustraciones en blanco y negro, que aborda el tema de los seres espectrales desde todos los puntos de vista imaginables. Como decía antes, este libro resultará interesante tanto a creyentes como a escépticos, también a los amantes de historias curiosas relacionadas con Inglaterra. Ahora solo queda que te animes a hacerte con un ejemplar y comprobarlo por ti mismo. Si no te dan miedo los fantasmas, claro.
Cristina Monteoliva



Si quieres estar al tanto de las actualizaciones de La Orilla de las Letras, hazte seguidor de Blogger de este sitio o dale a Me gusta en


¡Gracias!

No hay comentarios:

Publicar un comentario