lunes, 9 de enero de 2017

Reseña: PINCHES JIPIS, de Jordi Soler.

Título: Pinches jipis
Autor: Jordi Soler
Publica: Malpaso Editorial
Páginas: 160
Precio: 17,50 € / 6,99 € (e-book)

¿Eres un amante de la novela negra de la vieja escuela? ¿Echas de menos a esos héroes canallescos, con más defectos que virtudes, que descubren al asesino empleando métodos poco ortodoxos? ¿Estás buscando un crimen a la altura de tus expectativas lectoras? Entonces no lo pienses más y hazte ya con un ejemplar de Pinches jipis, de Jordi Soler. Si necesitas saber algo más de esta historia antes de convencerte para hacerlo, no dejes de seguir leyendo esta reseña. ¿Preparado? ¡Allá vamos!
El comandante Conejero está cenando en un restaurante con su novia, la guapa Julia Gis, cuando le avisan de un nuevo crimen del estrangulador de la media azul. Tras asesinar a una amiga de la mujer de un conocido locutor de radio, esta vez el asesino ha ido a por un colaborador del mismo en la emisora. La presión tanto por parte de la jefatura de policía como por el furioso locutor obliga a Conejero a buscar no solo botellas de whisky por docenas, sino también ayuda para resolver un caso que le llevará hasta  los lugares más insospechados. ¿Conseguirán finalmente el comandante y sus colaboradores encontrar al estrangulador antes de que cometa otro asesinato?
Emiliano Conejero, comandante en la policía de la Ciudad de México, es un investigador en la cincuentena con una adicción innegable al alcohol, una ex mujer a la que no soporta, un hijo al que apenas ve pero que de pronto quiere irse a vivir a su casa, una guapa novia a la que a veces ha de dejar plantada por culpa de su labor policial y un buen número de colaboradores tan singulares como él mismo.
Un asesino anda suelto y hay que atraparlo antes de que el asunto vaya a más. Utiliza una media azul para estrangular y parece obsesionado con un locutor de radio en concreto, hasta el punto de matar a personas de su entorno. Conejero, entre copa y copa, se las tendrá que apañar para atraparle, gracias a la ayuda de sus hombres, ¡y hasta de su hijo adolescente!
La mayor parte de la acción tiene lugar en la Ciudad de México, el lugar ideal para situar una trama tan llena de intriga como de humor como esta. Una Ciudad de México anclada en el presente, pero que hace el lector, irremediablemente, viajar al pasado. Y es que la personalidad de Conejero, su estilo y muchas cosas de las que nos encontramos en este libro hacen pensar en otros tiempos. Tiempos en los que los rudos detectives se enamoraban de mujeres fatales, el whisky corría alegremente, la acción era trepidante y la imagen era en blanco y negro.
Tal y como cuenta Jordi Soler, el autor de esta obra, en la solapa del libro, el comandante Conejero era un policía célebre ya hace treinta años, del que él, Soler, contaba sus peripecias a través de las ondas mediante piezas radiofónicas. Tras un tiempo sin narrar sus aventuras, nos encontramos con ¡Pinches jipis!, esta novela corta (demasiado breve, diría yo) que nos habla de la época madura de este policía de forma directa, humorística y a la vez oscura. La cuestión es: ¿a qué esperas para conocer a Conejero y sus hombres en esta nueva aventura? Si eres amante de las buenas novelas policiacas que divierten y dan que pensar, ¡no lo pienses más!
Cristina Monteoliva



Si quieres estar al tanto de las actualizaciones de La Orilla de las Letras, hazte seguidor de Blogger de este sitio o dale a Me gusta en

                      https://www.facebook.com/laorilladelasletras 



No hay comentarios:

Publicar un comentario