domingo, 23 de abril de 2017

Reseña: MIÉNTEME, TE CREERÉ, de Anne-Laure Bondoux y Jean-Claude Mourlevat

Título: Miénteme, te creeré
Autores: Anne-Laure Bondoux y Jean-Claude Mourlevat
Traducción: Rosa Alapont
Publica: Espasa
Páginas: 320
Precio: 19,50 €/ 9,99 € (epub2)

Los escritores famosos (y los no tanto) reciben a menudo emails de sus lectores. La mayoría de estas cartas son, a menudo, despachadas con amabilidad, sin dar pie a una amistad posterior. Pocos son los seguidores que consiguen una mayor atención y una relación duradera con su autor de cabecera. Pero, ¿qué pasaría si un autor que no tiene la menor intención de mantener correspondencia con una lectora recibiera un paquete misterioso de una de ellas? La respuesta a esta pregunta está en Miénteme, te creeré, la novela de Anne-Laure Bondoux y Jean-Claude Mourlevat de la que a continuación os voy a hablar.
A pesar de no haber publicado nada nuevo en años, Pierre-Marie Sotto sigue siendo un muy admirado escritor francés. Por eso, no es de extrañar que un día una lectora de su obra decida escribirle para hablarle del interés que le suscitan sus novelas. Lo que ya no le parece tan normal al autor es que ella insista en que lea el supuesto manuscrito que le hace llegar en papel a su casa, dentro de un sobre cerrado. O que le envíe una foto que Pierre-Marie tiene que relacionar con algo. Aun así, la amistad surge pronto entre ellos, así como el convulsivo intercambio de misivas. ¿Será esta una amistad sincera o la misteriosa lectora tendrá secretos por revelar? ¿Y Pierre-Marie? ¿Qué puede esconder un escritor tan tranquilo como él?
Las novelas epistolares parecen algo de otro siglo, de alguno en el que la gente todavía perdía el tiempo contando sus pesares y alegrías a sus familiares, amigos y amantes en papel de carta. En efecto, quedan pocas personas que envíen cartas por correo tradicional, aparte de las tradicionales tarjetas de Navidad. Y, aun así, siempre podemos encender el ordenador y escribir a todo aquel que tenga un correo electrónico. Incluso a un escritor famoso. Eso es, básicamente, lo que hace de pronto Adelaine Parmelan, la lectora de la obra de Pierre-Marie Sotto (además de enviarle un sobre físico a su casa). Nuestra coprotagonista es una mujer, inteligente, alegre y decidida que no duda en atreverse a llamar la atención del escritor con las simpáticas letras de sus primeros emails para, muy pronto, revelarle detalles de su día a día, de su pasado, de sus más íntimos anhelos…
¿Y quién es Pierre-Marie Sotto? Un escritor reputado, tanto por las crítica como por los lectores; un hombre casado cuatro veces; un padre de familia muy numerosa… Y un tipo con el corazón roto por culpa de su último amor.
Pronto nos daremos cuenta de que Adelaine no es una mujer tan inocente, o al menos que sabe más sobre el autor de lo que él pensaba en un principio. La relación con el autor animará a este no solo a desenterrar viejas historias del pasado, sino también a intentar desentrañar un misterio que le atormenta desde hace tiempo.
No creo que diga nada nuevo si os aviso de que el amor surge entre los dos protagonistas irremediablemente. Lo que sí me gustaría que tuvierais en cuenta es que esta no es una novela romántica más, pues son tantos los temas en ella que nos invitan a pensar, que al final que Pierre-Marie y Adelaine se enamoren entre ellos es casi lo de menos.
¿Y cuáles son esos temas? El primero de ellos lo encontramos oculto en el título. Así, los protagonistas no solo se dicen mentiras, sino que los dos saben que se mienten y a veces hasta se animan a hacerlo, creando así un mundo de ficción rico y único que sin duda les hace especiales el uno para el otro.
En segundo lugar, diré que esta novela habla de la incertidumbre que dejan las desapariciones repentinas e inexplicables en la vida de las personas, así como de la necesidad de encontrar respuestas para poder pasar página.
El tercer punto a destacar es el afán que sus protagonistas tienen, como seres tristes que intentan alegrarse entre ellos, de encontrar razones para vivir (nueve, en concreto en esta novela).
Por último, me gustaría que tuvierais en cuenta que la historia gira en torno a la familia y la amistad, de las relaciones que nos unen consanguíneamente a los demás y aquellas que elegimos por nosotros mismos. Relaciones, estas últimas, que, como bien saben los protagonistas, hay que cultivar con mimo, ya sea en persona o, como es su caso, a través de imaginativos emails que harán brotar sonrisas de los lectores página tras páginas.
Miénteme, te creeré, en definitiva, es una inteligente novela epistolar moderna, fresca, tierna y profunda con la que entender la complejidad de las relaciones personales y aprender a ver la vida con otros ojos. Una historia de amor llena de intriga, verdades, mentiras y mucho más. Un libro, créeme cuando te lo digo, capaz de sorprenderte muy gratamente. ¿Te animas a comprobarlo por ti mismo?
Cristina Monteoliva


Si quieres estar al tanto de las actualizaciones de La Orilla de las Letras, hazte seguidor de Blogger (solo necesitas una cuenta gmail para ello) de este sitio o dale a Me gusta en

                      https://www.facebook.com/laorilladelasletras 

  

No hay comentarios:

Publicar un comentario