sábado, 8 de octubre de 2016

Entrevista: ESTHER RECIO.

Queridos amigos,

La entrevista que os traigo hoy nos la ha concedido Esther Recio.
Esther Recio, Licenciada en Filología Alemana, traductora e intérprete y campesina aficionada, es una autora con un marcado interés por la ciencia y la investigación, lo que no obvia una tendencia mística que la hace buscar la soledad y el silencio.
Por si todo esto fuera poco, ha decidido probar suerte autopublicando en Amazon su novela breve Invierno en Brasil (Apuntes de zoología interior). Hablamos con ella sobre su novela, pero también de otros temas. Si queréis saber cuáles, no tenéis más que seguir leyendo:

¿Cuándo comenzaste a escribir?
No sé, no lo recuerdo. Creo que siempre he escrito, desde que era niña. Como todos, fui una adolescente solitaria que se refugiaba en la palabra clandestina y atormentada. Ya entonces me invadían secuencias de palabras que no podía sacar de mi cabeza más que en forma de poemas.

¿Qué escritores crees que te han influenciado como escritora?
Bueno, desde luego los maestros Cortázar, Borges y Nabokov. A riesgo de parecer ñoña, diré que me gusta mucho Heine, pero lo compensaré recordándome a mí misma que también me encantan Brecht y Tucholski...

¿Cómo te surgió la idea de escribir Invierno en Brasil (Apuntes de zoología interior)?
Fue un proceso largo que comenzó a germinar después de un viaje a Brasil allá por el año 1992, en el siglo pasado, ya ves, cuando habitábamos un mundo tan diferente… Comencé a escribir sobre el viaje y me sobrevino la historia, que fue tomando forma poco a poco.



¿Por qué te decantaste por la autopublicación en Amazon?
Terminé esta novela hace unos dieciocho años e intenté publicarla,  pero nadie la comprendió. Ha dormido desde entonces en el disco duro de mi ordenador hasta que un día decidí sacarla a la luz, y pensé que el medio que me ofrecía más oportunidades de recibir un feedback directo de los lectores y comprobar si la incomprensión generalizada de los editores que acompañó los primeros intentos de publicarla estaba justificada o no.

Después de leer la historia, he de decir que creo que hubiera dado para muchas más páginas. ¿Por qué quedarse en la novela breve?
­Hay varias razones. La primera es que soy mujer de pocas palabras...jajajaja. Ahora en serio… más que lo que cuento, me importa cómo lo cuento y el proceso interior del personaje a medida  que  avanza  la  narración.  La novela tenía más páginas, pero al final decidí eliminar todo lo que no hacía más que redundar en lo que ya había expresado, o eso me parecía a mí.
Escribir así duele, y en mi estupidez empática me da por pensar que a quien lo lee también le duele en la misma medida...cosas de poeta.

¿Y por qué situar la acción en Brasil?
Como ya te he dicho, estuve en Brasil con tres amigas en el verano de 1992, huyendo de la fiebre olímpica en nuestro país. Era muy joven, y lo que vi causó una impresión que tardé mucho tiempo en digerir. Ya te imaginas que no fue precisamente Copacabana lo que me impresionó...



¿Hay algo de autobiográfico en esta novela?
Sí y no. A ver, yo estuve en los lugares que describo, pero no me ocurrió nada parecido a lo que narro. En absoluto. Fue un contacto duro con la miseria, pero en nada comparable con la historia de Carmen.
De todas maneras, siempre se dice que los personajes tienen algo de su autor, y quizá son reflejo de aspectos quizá inconscientes de uno mismo, que surgen de pronto y te dan la oportunidad de que los elabores y los investigues.

Carmen, la protagonista de tu historia, es una mujer que se deja arrastrar por la pasión ciega, lo que siempre le trae graves consecuencias. ¿Crees que en algún momento conseguirá ser feliz?
Creo que el final de la novela apunta precisamente en esa dirección, puesto que ella por fin se hace cargo de sí misma y pone paz en sus recuerdos y sus sentimientos.

¿Qué esperas que encuentren los lectores en Invierno en Brasil (Apuntes de zoología interior)?
En primer lugar, disfrute de las palabras… después, quizá una oportunidad para indagar en su interior, que al final creo que es para lo que estamos aquí todos… Y, parafraseando a Nabokov, yo escribo una historia porque me la tengo que sacar de la cabeza; lo que el lector haga con ella ya no está en mis manos…



¿Qué nuevos proyectos literarios tienes en marcha?
He reordenado y reagrupado un volumen de relatos cortos que está a punto de publicarse. Estoy trabajando en una novela que tiene que ver con Homero… y siempre surgen poemas o relatos. En fin, ¡sin parar!

¿Te gustaría añadir algo antes de terminar con esta entrevista?
Simplemente agradecer a los lectores la acogida de la novela, y a ti tu tiempo y tu interés. Muchas gracias.

Muchas gracias a ti, Esther, por tu tiempo, tus respuestas y tus fotos personales. Te deseo mucha suerte con todos tus proyectos literarios.
Y a vosotros, amigos lectores, muchas gracias por estar ahí un día más.

Cristina Monteoliva


1 comentario:

  1. Todo lo mejor para Esther. Una Mujer con mayúsculas, una escritora que que saca genialidades de su cabeza para poner en en nuesros corazones. Todo lo m ejor para esta Esther ecritora que está trabajando para darnos lo mejor de ella. Ana S.

    ResponderEliminar