domingo, 24 de julio de 2016

COSAS QUE NO ME GUSTAN DE LOS LIBROS (III)

Creo que mi amiga ya no piensa en que hagamos un canal de youtube hablando de los libros que no puedo soportar. Mejor así, que lo del pasamontañas ya me estaba dando calor solo de pensarlo. Eso mejor lo volvemos a ver en invierno, cuando haga fresquito.
Con lo que sí voy a seguir es con mi sección de cosas que, en general, no me gustan de los libros. Si no has leído mis anteriores artículos sobre cosas que no me gustan, el I: http://laorilladelasletras.blogspot.com.es/2016/07/cosas-que-no-me-gustan-de-los-libros-i.html y el II: http://laorilladelasletras.blogspot.com.es/2016/07/cosas-que-no-me-gustan-de-los-libros-ii.html, tal vez te interese hacerlo. Dicho esto, vamos con la lista de hoy:

1.- Los márgenes que se unen demasiado al centro del libro, y no te queda más remedio que abrir el libro a lo bestia para enterarte de lo que estás leyendo. Generalmente, acabas estropeando el libro, quieras o no. No digáis que eso no es irritante.

2.- Tapas demasiado blandas. Encontrarme con una tapa blanda siempre me supone un dilema: ¿estropeo el libro leyéndolo o lo dejo tal cual, así de mono? Porque cuando una tapa es demasiado blanda lo más probable es que se acabe estropeando durante la lectura. Vale, lo sé: la vida está muy mala y hay que ahorrar en gastos. ¡Pero es que a algunos nos gusta que los libros sigan siendo bonitos tras la lectura!



Ahora me diréis que eso con un ebook no pasa.

3.- Las malas correcciones, por no hablar de las inexistentes. Se supone que las editoriales convencionales corrigen los manuscritos antes de publicarlos, maquetan el libro, le diseñan una portada y se encargan de la distribución. Y como ellas se encargan de todo ese lío, tú, el autor, acabas cobrando el 10% del precio de venta del libro, como mucho. El problema es que a veces la corrección no está bien hecha o, directamente, no existe, de manera que conforme vas leyendo te vas encontrando comas puestas a lo loco, puntos suspensivos a porrillo o faltas de ortografía bastante llamativas. O no me las encuentro, porque más de un libro no lo he terminado de leer por este motivo.

4.- Los epílogos innecesarios. Algunos epílogos están bien porque aportan datos a la historia, te dejan con cierta intriga o simplemente intentan matizar el final. Otros, no. Eliminándolos, el texto queda más redondo.

5.- Las sagas extranjeras que no se publican en su totalidad en España. A menudo las editoriales comienzan a publicar una saga de libros que en el extranjero ha tenido éxito. La historia, sin embargo, no tiene tantas ventas en España, por los motivos que sea. La editorial entonces decide no publicar el resto de los libros, sin tener en cuenta a los lectores que sí quieren saber cómo continúan las aventuras de los personajes.
Hasta la fecha me ha pasado esto con dos sagas: la de Gothic Doll y la de El Círculo. En el primer caso, la editorial solo publicó el primer tomo de la saga. Podría conseguir los demás libros en español comprándolos en páginas extranjeras, ya que la autora de la saga es mexicana, pero me encuentro con que uno de los tomos es excesivamente caro (y a mí todavía no me ha tocado la lotería).
En el caso de El círculo, la editorial publicó dos de los títulos de la colección: El círculo y Fuego. Aquí lo tengo más complicado para enterarme de cómo siguen las aventuras de los protagonistas puesto que los autores de la historia son suecos. Probablemente los libros estén traducidos al inglés, pero mi nivel del idioma no es tal como para poder leer el tercer volumen de forma fluida, así que me tenéis esperando que algún día la editorial que publicó los primeros dos libros en España cambie de idea y publique el tercero, aunque solo sea en ebook.




Y con esto doy por finalizada, al menos por ahora, mi sección de COSAS QUE NO ME GUSTAN DE LOS LIBROS. Espero que os haya gustado. ¡Feliz día y felices lecturas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario